Historia

Desarrollo de la Banda (1900-1929)

Comienza el siglo XX con la constitución de la Sociedad “La Fraternidad Musical” de Villar del Arzobispo bajo los auspicios de Nuestra Señora de La Paz. Sus estatutos son presentados en el Gobierno Civil de Valencia el 12 de marzo de 1904. Su único objetivo es “que sus individuos se dediquen al estudio de la música y su perfeccionamiento”. Otra fuente que ofrece cierta luz al funcionamiento de la Banda en estos primeros años del siglo es una fotografía de 1909 en la que aparecen unos cuarenta músicos junto al director y al Alcalde. En la bandera que aparece tendida en el suelo se puede leer “Música del Patronato”, quedando oculto el resto del nombre de la agrupación. Por tanto, desconocemos prácticamente la evolución que sufre la Unión Musical Santa Cecilia de Villar en este principio de siglo. Pero son numerosos y contrastados los testimonios orales de músicos, a su vez hijos de músicos de principios de siglo que recuerdan actuaciones, componentes, maestros Directores con escasa preparación académica tal vez, pero con gran pasión e ilusión por la música.

Podemos decir que participaba con gran aceptación en las fiestas populares, de las festividades religiosas y de los actos sociales locales y foráneos con sus pasacalles, bailes, actuaciones litúrgicas y conciertos. Un foco cultural del y para el pueblo, manteniendo con el sacrificio personal continuo de sus componentes, simpatizantes, socios y alguna exigua asignación municipal que no llegaba ni para pagar al director.

Cabría destacar como figura señera de la dirección de la banda, entre los numerosos maestros que se sucedieron en este primer cuarto de siglo a D. Timoteo Pamblanco, músico y compositor, que logró formar una numerosa banda y lo que es más importante, sembrar la rica semilla del amor por la música en el corazón de los villarenses que se ha transmitido a través de generaciones en numerosas familias.

Dentro de la Sociedad Musical florecieron por esta época otras actividades culturales paralelas como grupos de teatro y de zarzuela que reunía a la juventud llevando su afición por Villar y pueblos de La Serranía, en condiciones inimaginables.

Crisis de 1929

A pesar del esplendor artístico y cultural alcanzado por la Banda en estos comienzos de siglo, con una plantilla estable, con grupos de zarzuela de reconocido prestigio comarcal y una compañía de teatro boyante y entusiasta llegó la crisis en el año 1929. Las diferencias en la forma de concebir la Sociedad Musical llevaron a un grupo de músicos a separarse de la Banda matriz, en el otoño de ese año, formando la Banda de Música Sta. Cecilia. El pueblo la bautizó como La Nueva para diferenciarla de la histórica o La Vieja.

La división y rivalidad de los primeros tiempos llegó a situaciones y extremos lamentables e insospechados no sólo en el plano musical sino también en el familiar, social y de vecindad. Bastaría decir como muestra que si en una solemnidad una de las bandas se ofrecía a amenizar los actos de forma gratuita, la otra era capaz de pagar por lo mismo.

Refundaciones (1940-1964)

Después de la Guerra Civil ambas bandas desarrollaron una vida artística y cultural intermitente, lánguida, oscura y sin alicientes que sólo la rivalidad y los personalismos mantenía viva la pasión por la música.

En enero de 1950, de acuerdo con las normas sobre Asociaciones y Leyes vigentes, La Vieja se constituye como Asociación Musical Villarense y se adscribe al Organismo de Educación y Descanso para obtener los beneficios y dotaciones del Estado. Su primer presidente fue D. Vicente Barrachina López y su primer director, D. José Mª Cervera Lloret. A lo largo de los años ocuparon el puesto de director D. José Castelló Cotino, D. Enrique Albiach Prats, D. José Mª Barrachina, entre otros.

Por estas mismas fechas La Nueva, Banda Sta. Cecilia, atravesaba un largo periodo de oscuridad. Sólo la personalidad controvertida de Pascual Balaguer Martínez mantenía viva la luz cultural de la Sociedad con su espíritu tenaz, y su extraordinaria formación autodidacta.

Fusión en 1964

Los contactos informales entre miembros de ambas bandas que animadas por el espíritu de unión se mantenían de manera informal e intermitente, fructificaron en la primavera de 1964 tras largas conversaciones formales. El deseo de muchos músicos y del pueblo de Villar se vio plasmado con el acta de fusión de las bandas, sesión del 7 de noviembre de 1964, en la actual Unión Musical Santa Cecilia. Su primer presidente fue D. Vicente Martínez Tomás.

Estos últimos 25 años de la historia musical Villar del Arzobispo han sido prolíficos en costosas realizaciones materiales siempre con la abnegación, sacrificio e interés de los músicos. Se ha logrado realizar el deseo secular de un local social propio, confortable y funcional, un salón de conciertos, dependencias para actividades musicales y una Escuela de Música, en la que 12 profesores que imparten clases a unos 120 alumnos.

La certera visión de las sucesivas Juntas Rectoras y la labor de D. José Porta Riera han hecho posibles las fuentes de financiación que aseguran una independencia económica por largos años. Fundamentalmente, ello se debe a la certera transformación del viejo baile dominical, en el que actuaban los propios músicos de la Banda, en una moderna discoteca a finales de la década de 1970.

Dentro de las actividades desarrolladas por la Banda hay que destacar los Conciertos ofrecidos en Innsbruck (Austria), Palau de la Música de Valencia, Teruel, Monasterio de Santa María de El Puig (Valencia) en homenaje a D. Julio Ribelles Brunet, entre otros; así como la participación en Festivales de gran renombre como el de San Miguel en Llíria, el organizado por la Falla Giorgeta-Roiç de Corella (Valencia) o el IV Festival Ibérico de Bandas Amadoras en Loures (Portugal).También han sido provechosos los Certámenes en los que ha participado: Valencia, Benaguacil, Segorbe, Campo de Criptana, Kerkrade o Altea. Cabe destacar los dirigidos por D. Rafael Villarejo Ramírez, D. Francisco Hernández Guirado y Enrique Artiga Francés en los cuales ha conseguido las máximas calificaciones. La discografía de la Banda incluye la edición de varios CDs con las interpretaciones realizadas en dichos certámenes, así como el dedicado a las músicas bailables titulado Begin the Beguine.

Estuvieron al frente de la Banda directores como D. Amador Martínez Faubel, D. Francisco Hernández Guirado, D. Amando Blanquer Ponsoda, D. José Pascual Asesio Orús, D. Rafael Villarejo Ramírez, D. Enrique Artiga Francés, D. José Asensi Alamá, d. Miguel Gómez Gómez, D. Fernando Ferrer Martínez, D. Francisco Melero Belmonte, D. Juan Pablo Hellín Chaparro, D. Fernando Rodrigo Serral y D. Eduardo Nogueroles Bermúdez, entre otros. Su actual director titular en D. José Pascual Arnau Paredes.